viernes

HENRY GUNTHER (1895-1918) ULTIMO SOLDADO MUERTO EN LA I GUERRA MUNDIAL

EL PERSONAJE: Nadie quiere morir en una guerra y, obviamente, nadie quiere ser el último soldado muerto en cualquier guerra.

Tal y como habían acordado Francia, Gran Bretaña, Estados Unidos y Alemania en el bosque de Compiègne (París) pocas horas antes, la I Guerra Mundial debía terminar a las 11 horas del 11 de noviembre de 1918

Sin embargo, en las últimas horas del conflicto se produjeron casi 11.000 víctimas ¿Cómo fue posible tal despropósito?

Durante las últimas 6 horas de la Gran Guerra continuaron los combates y los generales, sobre todo el estadounidense John Pershing, continuaron enviando oleadas de soldados al ataque.
Algunos no estaban de acuerdo con permitir a Alemania una rendición negociada. Más tarde, Pershing  justificaría estas bajas ante la Cámara de los Representantes del Comité de Asuntos Militares, con la excusa de siempre:
"Yo sólo seguía las órdenes de mi superior Ferdinand Foch"
Henry Gunther tiene el triste honor de ser el último soldado oficialmente muerto en combate durante la I Guerra Mundial, justo un minuto antes del fin oficial acordado.

BIOGRAFÍA: Henry Nicholas Gunther nació en Baltimore (Estados Unidos) el 6 de junio de 1895, curiosamente en el seno de una familia de origen alemán.
Se encontraba trabajando en un banco local cuando Estados Unidos declaró la guerra a Alemania el 6 de abril de 1917. Gunther no dudó en alistarse en el ejército estadounidense y tras el periodo de formación, llegó a Francia en julio de 1918, con el grado de sargento de suministros del 313 Regimiento de Infantería perteneciente a la 79ª División de las Fuerzas Expedicionarias Americanas.
Al poco tiempo de llegar a Francia, fue degradado a soldado raso debido a que los censores del Ejército habían interceptado una carta en la que aconsejaba a un amigo que no se alistara.
La mañana del 11 de noviembre de 1918 el 313º Regimiento recibió la orden de avanzar. Toparon con dos ametralladoras alemanas que bloqueaban la carretera, cerca del pueblo de Chaumont-Devant-Damvillers. Los servidores de estas ametralladoras, sabedores de la proximidad del Armisticio, disparaban por encima de las cabezas de los estadounidenses como advertencia.
Gunther no hizo caso y, con la bayoneta calada, atacó. Fue inmediatamente abatido por el fuego alemán. Eran las 10:59 horas. Parece ser que trataba de hacer méritos para que le devolvieran el rango de sargento, una degradación que no había logrado superar. El general Pershing lo registró como el último soldado estadounidense caído en la Gran Guerra. Le fue concedido a título póstumo la Cruz de Servicio Distinguido.
Foto nº 1: Cortesía findagrave,  Foto nº 2: Cortesía michigan,  Foto nº 3: Cortesía worldwar1, Foto nº 4: Cortesía army,  Foto nº 5: Cortesía piggydcxanga,  Foto nº 6: Cortesía theciacom, Foto nº 7: Dominio público (Wikimedia Commons).
Imágenes del último día de la Gran Guerra: De Gustavo (YouTube)

No hay comentarios: