viernes

ANTONIO DE VILLARROEL (1656-1726) GENERAL COMANDANTE DE LA DEFENSA DE BARCELONA

EL PERSONAJE: Internado en una húmeda celda del Castillo de San Antón (La Coruña), el que había sido teniente general Villarroel, tuvo que soportar una larga condena que quebró su salud, tras perder la batalla de Barcelona frente a las tropas de Felipe V

A pesar de que el Duque de Berwick había dado su palabra de Honor en relación a respetar las condiciones de capitulación de Barcelona, el nuevo Gobernador, el flamenco Jan Frans Van Bette i de Croy-Zollre, que llegó a la ciudad el 19 de septiembre de 1714, decidió ignorar dichas condiciones.
Días después de la rendición, mandó detener a los comandantes militares del ejército de Cataluña. Fueron llamados a presentarse el día 22 de septiembre en casa del Gobernador y apresados a medida que fueron entrando.
Villarroel fue llevado por mar al castillo de Santa Bárbara (Alicante), a donde llegó el 29 de octubre y, en noviembre, trasladado a La Coruña.
El teniente coronel de Ingenieros Joaquín de la Llave y García en su monografía "El Sitio de Barcelona en 1713-1714" dice:
"Es indudable que Don Antonio de Villarroel reunía condiciones de energía, don de mando e inteligencia en la guerra...la defensa de Barcelona dirigida por él, fue verdaderamente excepcional"
Tras la derrota, el Decreto de Nueva Planta del 16 de enero de 1716 promulgaba el fin de las instituciones políticas catalanas, la supresión del Somatén, el cambio de veguerías por provincias y la instauración del castellano como idioma obligatorio en la administración y en la justicia.
 

BIOGRAFÍA: Antonio de Villarroel y Peláez nació en Barcelona entre finales de noviembre y principios de diciembre de 1656 siendo su padre, Cristóbal de Villarroel, un militar toledano destinado en Barcelona y, su madre, Catalina Peláez, que tuvo tres hijos más: Íñigo, Diego e Isabel.
Al igual que sus hermanos, Antonio se hizo militar encontrándolo, en 1695 en Madrid como capitán de infantería, siendo destinado a Ceuta en el Tercio del Maestre de Campo Antonio Díaz  y destacando en su defensa durante el sitio de julio de 1695
A continuación participó en el sitio francés de Barcelona (junio-agosto de 1697) durante la Guerra de los Nueve Años, con cuatro Tercios procedentes de Ceuta. En agosto de ese año fue ascendido a Maestre de Campo y nombrado gobernador de la fortaleza de Cardona.
En 1700, tras la muerte de Carlos II, aceptó ser fiel a Felipe V. En mayo de 1707 participó en el sitio de Requena bajo las órdenes del Duque de Orleans y, ese mismo año, participó con las tropas borbónicas en acciones militares en Valencia, Zaragoza, Mequinenza, Alguaire, Balaguer y Lérida.
En 1708 fue nombrado teniente general pero, al verse implicado en la conjura del Duque de Orleans contra Felipe V, acabó ofreciendo sus servicios a las fuerzas austracistas de Carlos III, siendo aceptado.
El 8 de septiembre de 1710 luchó en la Batalla de Brihega-Villaviciosa contra las tropas borbónicas. En diciembre del mismo año participó en el repliegue de las tropas austracistas, pero fue hecho prisionero junto a 600 de sus hombres en el Castell d'Illeca (Calatayud). En 1711 fue liberado gracias a un intercambio de prisioneros.
El 16 de marzo de 1713 se le nombró Inspector General de la Infantería Imperial y, el 10 de julio de 1713, fue elegido General Comandant de l'Exercit de Catalunya.
Desde el 25 de julio de 1713, las fuerzas de Felipe V comandadas por Restaino Castelmo-Stuart, duque de Pópoli, sitian y atacan Barcelona, que logra rechazar el ataque. La lucha se mantuvo equilibrada hasta la llegada del mariscal Duque de Berwick (julio de 1714), enviado por Luis XIV, que aumentó los efectivos de los sitiadores hasta 86.000 hombres, con una artillería mucho más potente y el bloqueo total del puerto que sumó hasta 50 barcos para llevarlo a cabo. También, miles de zapadores, empezaron a excavar el sistema de trincheras consistente en tres trincheras paralelas para situar la artillería y para irse acercando a las murallas y así poder volarlas con minas o entrar por las brechas abiertas en las murallas fruto del fuego de los cañones. Lograr abrir la tercera paralela, ya al pie de las murallas, significaba la derrota segura para los sitiados.
Si bien Villarroel dimitió de su cargo el 8 de septiembre debido a lo absurdo de continuar la lucha ante una derrota inminente, no abandonó Barcelona en un una veloz galeota, como se le  ofreció y  volvió a ponerse al mando de la defensa de la ciudad. El 11 de septiembre de 1714 tuvo lugar el asalto final de las tropas borbónicas. A las 14:00 horas, Antonio Villarroel, viendo que tenía pólvora para dos días y para evitar el saqueo de Barcelona, propuso a los miembros del Consell dels Tres Comuns iniciar un último ataque o capitular. Se decidió iniciar las negociaciones para capitular y, el 13 de septiembre,  las tropas de Felipe V entraron en la ciudad.
Detenido el 22 de septiembre de 1714, cumplió condena en el Castillo de San Antón, hasta su liberación el 21 de octubre de 1725. Su estado de salud lamentable, con parálisis en las piernas, debido a las malas condiciones que soportó durante su internamiento provocó su muerte el 22 de febrero en 1726 en La Coruña (según últimas investigaciones de los historiadores Antoni Muñoz y Josep Catá).
Fotos nº 1 y 2: Cortesía 11setembre1714 Fotos nº 3, 4 y 9: Dominio público (wikimedia Comons) Foto nº 5: Cortesía micalets Foto nº 6: Cortesía lavanguardia Foto nº 7: Cortesía Enciclopedia Encarta Foto nº 8: Cortesía magimoranta Foto nº 10: Cortesía troballesmonramon
¿Conoces las CAUferencias de CAU ARTÍSTIC?:"¿Qué es una CAU-ferencia?"
¡Suscríbete a nuestro canal de Youtube! https://www.youtube.com/channel/UCSOR4FfZu2stMdUvZIdhArg

No hay comentarios: